Nuestras Noticias

Página 1 de 7  >  >>

********************************
21-11-2016
Ya tenemos aquí al negro de la Navidad y este año para tentar a la suerte hemos reservado el número 94979 para ganar el gordo de la lotería de Navidad.
********************************
07-09-2016

Se abre la inscripción para la KDD Otoñal del MCES a celebrar en Pajares de Adaja // Arévalo (Ávila) los días 7-8 y 9 de octubre de 2016

 

 

III KDD Nacional del Motoclub Espíritu Satelis

III KDD Nacional del Motoclub Espíritu Satelis

Leon, 14, 15 y 16 de Junio de 2013

 


Por NaroaRV

 

Aunque han pasado ya algunos meses desde nuestra última Nacional en León, tengo frescos en la memoria los recuerdos de aquellos días por lo que no me es difícil compartirlos con los que no estuvieron. A los que disfrutaron conmigo este fin de semana sólo puedo agradecer cada uno de los momentos vividos porque todos fueron especiales y dejaron una huella en mí. 

Viernes, 14 de junio de 2013.
La jornada empezaba como empiezan todas las kdds para los madrileños (y algún Toledano) guiño Con muchas ganas, mucha ilusión… y en Ventas.

 

El día prometía ser caluroso por lo que, en cuanto se formó el grupo, arrancamos para que el Lorenzo no nos diera de pleno. La salida de Madrid fue sin complicaciones, hasta un poco aburrida diría yo. La cosa se animó cuando abandonamos la autovía y, con la excusa de evitar el peaje, cruzamos el Puerto de los Leones. Había mucho tráfico y no se disfrutaron las curvas como se merecen.

La carretera al otro lado del puerto se volvió llana y recta por lo que, en cuanto pudimos volvimos a la autovía. La monotonía se rompió cuando llegó el momento de parar a repostar. Un lío de indicaciones nos llevaron a un momento confusión, Jons tomó la delantera y se fue de aventurero a buscar gasolina. Yo, que andaba ya un poco justa de caldo para aventuras, esperé en la rotonda… Ale! Unos con él, otros conmigo… Ya tenemos el grupo roto…  tarjeta1

Por suerte, la gasolinera estaba cerca y rápidamente nos avisaron para que llegáramos sin problemas. Desde allí a León, apenas nos quedaban 30 km.

Entrando en la ciudad se nos unieron otras 3 motos. Eran Medal y compañía que llegaban a la vez que nosotros.
Por fin en el hotel, lo primero guardar las motos. Para entrar al parking teníamos que meter las motos en un ascensor. Llamarme cateta, pero yo es la primera vez que lo veo verguenza1 Gracias a las gestiones de Antoine, nos habían guardado sitio en la primera planta por lo que sólo teníamos que cruzar el ascensor y las motos quedaron aparcadas rápidamente.

Tras registrarnos en el hotel tocaba comer. Allí ya nos esperaba Andrés con una mesa redonda que parecía para una boda. La verdad es que la comida del viernes fue estupenda, mucha variedad de platos y todos muy ricos y apetecibles.

La comida dio paso a las copas y a la preparación de la recepción del resto de la gente. Los más afortunados se escabulleron a dormir la siesta o disfrutar del spa.
Poco a poco fueron llegando de todos los rincones. Ya os imagináis. Besos, abrazos, risas… son momentos muy caóticos pero a la vez muy bonitos porque el reencuentro es muy esperado.
Y así transcurrió la tarde hasta la cena. Las mdr espabilamos y, juntando dos mesas, conseguimos sentarnos juntas. Lo chicos se tuvieron que dividir en tres grupos lo que hizo que el escandalo para hablar de unas mesas a otras fuera mayúsculo.


Después de cenar tocaba conocer el ambiente nocturno del Barrio Húmedo… aunque algunos, que ya están más mayores, decidieron tirar hacia las habitaciones. Paseando por las calles llegamos a la Plaza Mayor. ¡Qué ambientazo! Bares, terrazas, pubs… todo estaba muy animado…
Y hasta aquí puedo contar… lo que pasa en las noches de kdd no se cuenta… hay que vivirlo. devil1


Sábado, 15 de junio de 2013.

Toca madrugar. La agenda está llena. Primero asamblea de socios. Aburrida, como siempre. Sólo se rompe la rutina para hacer un bonito homenaje a nuestra socia Rosario, fallecida hace unos meses. El presi lee unas emotivas líneas y se le hace entrega a Barba de un cuadro conmemorativo. Como es de imaginar, a todos se nos saltan las lágrimas…
Pero aquí hemos venido a montar en moto ¿no? Así que rápidamente nos preparamos para salir porque tenemos hora con las autoridades… El ir tan organizados tiene la pega de que vamos muy condicionados con los tiempos pero la gran ventaja de que te mueven por la ciudad en cuestión de minutos y sin ningún peligro para la manada de cortes o despistes.



En este punto hay que agradecer a Tino y Chus (compis del club Burgman España) y por supuesto a sus  mdr Belén y Susana la ayuda prestada para la organización de esta kdd. aplauso3 Sin ellos todo hubiera sido mucho más complejo.

Volvemos a la ruta. Salimos de León y enseguida los campos y paisajes que nos rodean nos embelesan.



Atravesamos pueblos preciosos. Parajes encantadores pero lo mejor está por venir. El desfiladero de las Hoces de Vegacervera. Alucinante. Las paredes de roca, el río, ¡TODO!

La suerte estaba con nosotros. Los desprendimientos de rocas que han mantenido cortada la carretera hasta ayer nos impiden pasar en un tramo regulado por un semáforo por lo que paramos a disfrutar del paraje en el que nos encontramos.
Seguimos ya por una carretera ascendente, retorcida en curvas. La escasa velocidad aburre pero nos deja apreciar las vistas desde lo alto. Y por fin, la guinda. Llegamos a la cueva de Valporquero.
Preciosa, sin palabras. Atendíamos embobados a las explicaciones del guía y alucinábamos con las abundantes formas caprichosas que la erosión del agua había ido dejando en la roca. No se sabe bien a donde mirar…

Cuando salimos de la cueva se agradece sentir de nuevo el calorcito del sol, y al sol… una foto de grupo. Me faltan algunas caras al ver la foto, si es que con tantos es imposible organizarse bien.
Volvemos a las motos y desandamos el camino recorrido a la ida ya con ganas de llegar al hotel, refrescarnos y… comer. Alguno no piensa más que en su cocido maragato. gloton1
Así que eso hicimos, de nuevo (gracias a la ayuda de las autoridades) entramos rápidamente en el casco antiguo y en el Hotel.
Otra vez llenamos de gente y ruido el salón del hotel. En esta ocasión nos han colocado en tres mesas grandes, una de ellas para los del cocido. Me centraré en ellos porque la cantidad de comida es espectacular.


Como manda la tradición primero traen la carne. Morcilla, tocino, zancarrón-morcillo, oreja… vamos el cerdo prácticamente entero. Los de las mesas colindantes vemos que no van a poder por lo que solícitos, vamos a echarles una mano.
Lo siguiente los garbanzos y la verdura, también en cantidades abundantes y por último la sopa (un poco salada, eso sí).
Y tras este despliegue de sabores la gente empieza a desaparecer… que si al spa, que si una siesta, que si unas copillas en el bar… cada grupo se dispersa con la alarma puesta para estar en la puerta de la catedral preparados para la visita turística.

Y allí estamos, en la Catedral de Santa María, todos con puntualidad exquisita, incluida nuestra guía que sin demora nos cuenta (a ritmo de batuca) las maravillas de la fachada de la catedral. Después pasamos al interior desde donde podemos apreciar las alucinantes vidrieras, el coro… en fin un conjunto precioso digno de visitar.


Salimos de nuevo al ajetreo de la ciudad y continuamos visitando edificios característicos de León… Basílica de San Isidoro, Palacio de los Guzmanes, Casa Botines… hasta volver a sumergirnos en el Barrio Húmedo, esta vez de día, pero ya abarrotado de terrazas.

Entre este gentío termina la visita y nos vamos corriendo al hotel a adecentarnos para la cena.

Cena que esta vez transcurre en el mesón ya que, tanto el hotel como el resto de la ciudad está invadido de despedidas de solteros/as.

De la cena destacaría la cantidad de jarras de cerveza que pudimos pedir, desde luego lo de la barra libre incluida en el menú a estos precios es todo un logro… silencio1
Y poco más  que decir lo mejor la compañía y después el divertido sorteo. En este punto hay que hacer una mención especial para nuestros patrocinadores que, aun en los tiempos que corren, hacen lo posible por colaborar económicamente y con alguna cosita para sortear.
Este sorteo es el que hace que se alargue la cena y ya es tarde cuando de nuevo muchos se plantean la gran duda ¿cama o Barrio Húmedo? Ya imagináis mi respuesta… aunque de nuevo nos metemos en la vorágine de gente y fiesta. Y de nuevo, no cuento más… no porque perdiera la noción de lo hechos ¿eh? borracho


Domingo, 16 de junio de 2013.

Parece mentira que esto se acabe. Tanta ilusión, tantos preparativos y luego se va en un suspiro… Vamos dejando el hotel en grupos. Algunos no hemos tenido suficiente turismo y queremos ver la Basílica San Isidoro por dentro.
Desde luego merece la pena sólo por la cripta, muy muy recomendable… pero al final tenemos que partir. Volvemos a las motos y atrás dejamos León.
Nos queda sólo el viaje de vuelta. El interminable viaje de vuelta que siempre se alarga con mil paradas… Para huir del sopor y del aburrimiento dejamos la autovía para ir por comarcales pero al final (tras perdernos alguna vez) terminamos volviendo a la autovía que es lo más cómodo… bueno, salvo el puerto de los Leones, que eso no se perdona…

Y tras tropecientas horas de camino y muy cansados llegamos a Madrid, eso sí, con la sonrisa de bobos en la cara sabiendo que lo vivido ha sido fabuloso.

Dentro de nada nos toca Trujillo, a los que ya habéis vivido esto no os digo nada, al resto  pregunto de corazón ¿y te lo vas a perder?

love

 

 

 

Pagina anterior: Nuestras KDDs Oficiales  Pagina siguiente: V KDD NACIONAL MCES SEGOVIA 2015